Un pasaporte a un mundo oculto

Hidden District

Hidden District es un proyecto que se gestó hace unos años en Bruselas cuando un grupo de amigos comenzaron a celebrar regularmente cenas donde se debatían diferentes temas culturales y sociales. En cada una de esas cenas uno de ellos actuaba como anfitrión aportando su casa y su arte en la cocina. Para los participante suponía una importante válvula de escape para romper con la rutina cotidiana y una manera divertida de aprender y conocer personas con diferentes inquietudes.

Viendo que la experiencia era muy enriquecedora y convencidos de que habría mucha gente con ganas de formar parte del proyecto, decidieron abrirlo al público para compartirlo con todas aquellas personas que quisieran aportar su granito de arena. La decisión fue un rotundo exito creandose una potente comunidad desosa de compartir sus experiencias.

El proyecto siguió madurando y vieron que era necesario crear una marca y una fórmula para rentabilizarlo económicamente. Como una parte fundamental de la experiencia siempre habia sido el buen comer y el buen beber, pensaron que podría ser una buena idea la venta de diferentes vinos seleccionados bajo una marca que los aglutinase. Es en ese punto cuando se pusieron en contacto con Mimética para crear la marca desde el concepto y el naming hasta el packaging del vino.

Como la esencia del proyecto había sido orgánica y colaborativa, y las decisiones siempre se habían tomado de una manera muy abierta y democrática, vimos que era importante un factor de cocreacion de la marca, por ello empezamos organizando un taller en Bruselas con algunos de los miembros habituales para tratar de identificar lo que para cada uno de ellos eran los valores fundamentes de la marca y cómo debíamos transmitirlos. Con toda esta información creamos el concepto de Hidden District.

Basándonos en dicho concepto desarrollamos la identidad. El logo es la planta urbana de una ciudad, jugamos con la idea de los espacios ocultos en la ciudad, el propio Hidden se esconde detrás del District en el logo.

Para el diseño de la etiqueta del vino pensamos que el propio vino fuese el pasaporte a esa experiencia, ya que inspirados por una copa de buen vino, las conversaciones fluyen y se vuelven más creativas. Para formar parte de Hidden District se debe adquirir una botella, cada una con un numero de pasaporte único, se procede al registro ese número en la web y ya se forma parte de la comunidad.

Créditos:

Agencia — Mimética

Hidden District
Hidden District, branding, packaging, vino, papelería

Hidden District, es un país imaginario dentro de tu propia cuidad, la tierra de Nunca Jamás dónde volvemos a ser niños, la recompensa para los exploradores urbanos curiosos que son capaces de ver su propia ciudad con otros ojos, es una válvula de escape dentro de la rutina del día a día de la gran ciudad, una evasión de las conversaciones de trabajo aburridas, una comunidad donde se puede hablar libremente de los temas que son verdaderamente interesantes todo acompañado por buena comida y un buen vino.

Hidden District, branding, packaging, vino, papelería
Hidden District 1